El “favorited tweet” como herramienta para dar feedback


Todo proceso comunicativo consta de dos agentes, un emisor y un receptor.  En la comunicación unidireccional un mensaje se lanza del emisor a un receptor o audiencia, sin esperar ningún tipo de señal de vuelta. Por el contrario, con la comunicación bidireccional es necesario algún tipo de señal o respuesta por parte del receptor, un feedback. Ya en la época de los telégrafos se utilizaban mensajes breves –en código morse- para confirmar la recepción de un telegrama. Las formas de comunicación bidireccional han evolucionado gracias a la tecnología y la era digital. Con ello, a cada canal le ha seguido su forma intrínseca de dar feedback, ya sea de forma automatizada o manual.

El “favorited tweet" como herramienta para dar feedback en el Blog de Victor Ronco, imagen de Adrien Donot

La llegada de la web social ha traído nuevos canales y plataformas de comunicación, pero de nuevo, el feedback sigue presente. Por ejemplo, en Whatsapp el “doble tic” o “doble check” nos indica automáticamente que un mensaje ha sido enviado y recibido. En Facebook podemos usar el “me gusta” o like para indicar al emisor o “publicador” de un contenido que éste ha sido visto por el receptor. Incluso se puede “dar un toque” o poke para entrar en comunicación con un usuario. Por su parte, en Tuenti se puede también darle al “me gusta” o compartir un contenido de forma similar a Facebook. En todos los casos, el emisor de un mensaje le recibe una señal –automatizada o no- que su mensaje ha llegado, el contenido ha sido visto.

En Twitter se pueden hacer menciones, así como responder a tuits o mensajes directos, pero quedaba por cubrir una forma sencilla de decir “te copio”, “te recibo”; la necesidad de mostrar al emisor de un tuit que simplemente éste había sido leído. Es allí donde el favorited tweet juega un papel importante. Inicialmente éste servía para que un usuario pudiese archivar los tuits que le parezcan más relevantes, construyendo así un timeline a medida. Sin embargo, cada vez más ha comenzado a usarse el favorited tweet para mostrar al autor de un contenido que éste ha sido leído, como sucede con el “doble tic” o like. Pese a que pueda parecer irrelevante, ésta es una sencilla forma que las empresas pueden utilizar para dar feedback.

Muchas cuentas corporativas mantienen timelines impolutos, mostrando únicamente tuits dirigidos a su audiencia pero sin apenas tuits de respuesta, menos interesantes para sus followers editorialmente hablando. En definitiva, se hace un uso de Twitter prácticamente unidireccional. El problema de no satisfacer esas menciones –aunque sea públicamente-, implica perder la oportunidad de estrechar lazos con personajes influyentes, medios de comunicación o seguidores acérrimos ya que no se muestra atención por ellos, no se da el mínimo feedback. En este punto, el uso del favorited tweet puede ser un primer paso para hacer de Twitter una herramienta de comunicación bidireccional entre una marca y sus followers. Tratar a nuestros seguidores con mimo a través menciones y favorited tweets ayuda a reforzar el sentimiento de comunidad, contribuyendo al engagement, participación y crecimiento, objetivos básicos que cualquier perfil de Twitter.

Photocredit: Adrien Donot


Acerca de Victor Ronco

Con más de una década de experiencia internacional en marcas líderes a nivel mundial como Banco Santander, Red Bull, Danone o Volkswagen Group, mi trabajo diario alinea los contenidos, comunidades y marcas que conviven en el ecosistema de medios digitales. Aporto valor a los proyectos que lidero a través de la creación y distribución de activos de calidad mediante tecnología y new media. Gracias a mi pasión por el trabajo contribuyo a que marcas, agencias y organizaciones definan e implementen rutas para entrar con éxito en la disruptiva economía digital. Paralelamente, soy speaker internacional y profesor en diversas universidades y escuelas de negocio, y como autor publicado por Editorial Planeta, he co-escrito tres libros distintos sobre márketing digital, redacción publicitaria y criptoeconomía. Con todo ello, aporto mi visión sobre transformación digital, economía colaborativa, blockchain, employer branding y comercio electrónico entre otros temas de innovación.